La gestión de la motivación como motor de avance #RRHH #DesarrolloPersonal

Gestión de la motivación como motor de avance
Gestión de la motivación como motor de avance – Imagen shutterstock.com

La gestión de la motivación como motor de avance

Hoy te traigo un pequeño extracto de mi nuevo libro “El Mundo Cambia, ¿Y tú? publicado con Alienta EditorialPlaneta de libros  abordando la gestión de la motivación, uno de los temas que abordo en el capítulo nº 2 «Vivir la gestión del cambio como una ventaja competitiva»

«La motivación te mantiene en movimiento, y el hábito te lleva adonde quieres ir. Haz de la motivación un hábito y llegarás más rápido

y disfrutarás más el viaje hacia la realización de tus metas.» (Zig Ziglar)

  • «Estoy muy desmotivado… Si es que en mi empresa no hacen nada para motivarme…»
  • «Estoy desmotivado en mi emprendimiento, que difícil todo, mis socios no me alientan a continuar, la financiación es insuficiente…»
  • «Darme de alta de autónomos para el desarrollo de mi actividad me quita el sueño…»

Y… ¿hasta cuándo vamos a derivar la responsabilidad de nuestra motivación en terceras personas o cosas que suceden a nuestro alrededor?

Si buscamos la definición de motivación en un diccionario, veremos que se asocia a un motivo, causa o razón que nos impulsa a una acción determinada.

Si trasladamos la definición de motivación al trabajo, vendría a ser un conjunto de impulsos que mueven a una persona a actuar o a realizar determinadas acciones hasta conseguir llegar a una meta u objetivo.

La desmotivación tiene como caldo de cultivo el pesimismo, la falta de preparación, la búsqueda de la perfección, establecer objetivos y metas inapropiados o inalcanzables, creer que no merecemos lo bueno que nos pueda pasar y las excusas como escudo para no hacer lo que tenemos que hacer.

¿Qué responsabilidad tienen las empresas, socios o entorno en motivarnos?

Las organizaciones deben tener perfectamente localizado el talento de cada uno de sus colaboradores, sólo así podrán ofrecer proyectos ilusionantes y motivadores.

Un trabajador debe sentir su utilidad y valor añadido dentro de los procesos; debe sentir la importancia de su contribución y gozar de la autonomía suficiente como para atreverse a innovar.

Hay que ser prolíficos en agradecer y decirles: «Qué gran trabajo has realizado. Gracias por tu implicación y por tu aportación».

Hay que establecer alianzas únicas con cada persona que trabaja con nosotros, hay que enamorarles por proyecto.

Deben saber también quiénes tienen un nivel de compromiso alto con la organización o proyecto, quiénes portan el ADN del negocio en sus venas, quiénes son imprescindibles y tomar decisiones valientes a la hora de gratificar sus trabajos y de luchar por ellos. Hoy en día (a mi modo de ver), aquello de «pan para todos» debe acabarse.

Hay quien lo merece y quien no, pues no hay cosa que desmotive más que tener un compañero que no hace ni contribuye y que está al mismo nivel que otro que se deja la piel por mejorar a diario… No nos engañemos, se sabe.

Y, por supuesto, todas aquellas cosas que deberían ser un «sí o sí». Ofrecer planes de reciclaje, formaciones adecuadas que nos permitan mejorar, comunicar de forma transparente la situación de la organización y los cambios, ofrecer objetivos medibles y alcanzables, realizar una evaluación justa y objetiva del desempeño, luchar por ofrecer bienes sociales, facilitar la generación de nuevas ideas, premiarlas y un largo etcétera.

¿Cuál es nuestra responsabilidad respecto a ir motivados cada día a nuestro trabajo?

Lo resumo en una palabra: TODA.

No podemos dejar nuestra motivación en manos de nadie, porque si lo hacemos estamos perdidos, moriremos en el intento y posiblemente acabaremos siendo lo que yo denomino «llora pasillos». Aquellos que van como fantasmas por la empresa recordando al resto su infelicidad y que cuando los ves en la zona del café huyes por no tener que aguantarles.

Tampoco nadie quiere a su lado a un socio para un proyecto cuya desmotivación sea un peligro para su avance.

Nuestro trabajo es un proyecto por el que debemos luchar cada día. En él pasamos una media mínima de ocho horas diarias, si quitamos el tiempo que dedicamos a descansar, se podría decir que pasamos en él el 70 por ciento de nuestro tiempo, de nuestra vida.

  • ¿Te has preguntado alguna vez si eres el trabajador que necesita tu empresa, el líder de tu emprendimiento, el responsable de tu actividad?
  • ¿Te has preguntado alguna vez si en caso de una ausencia prolongada se notaría tu ausencia?
  • ¿Te has preguntado si estás mereciendo tu salario o ingresos profesionales al ciento por ciento?
  • ¿Te has preguntado alguna vez qué podrías hacer para optimizar tus procesos e intentar dar valor añadido a tu puesto o negocio?

De la contestación a todas esas preguntas nace la motivación hacia nuestro trabajo diario, es un ejercicio digno de realizar, un ejercicio que nos da una buena dosis de ilusión; pensar en mejorar, innovar, ser creativos, sorprender, aportar, compartir, explicar, enseñar.

No te conformes con lo mismo de siempre, no lo hagas.

No hay nada más triste que mirar el reloj cuando se está trabajando porque el tiempo no pasa…

Y recuerda, no sólo el tiempo, sino tu vida, una vida que ya no vuelve.

Si estás sujeto a trabajos más rígidos o mecánicos, seguro que puedes encontrar ese toque personal o de mejora, ¡seguro!

Sólo hay que querer, aporta valor, suma tu conocimiento al proceso.

Y si haces todo eso y tu nivel de motivación está bajo mínimos, cambia de trabajo, este no es tu proyecto, así que motívate y trabaja para empezar de nuevo en otra organización, o elige emprender. Si no son capaces de ver tu valía, es muy probable que no te merezcan.

Detrás de cada trabajo hay un por qué. Deberíamos ser capaces de disfrutar de ese camino, un camino que recorremos a diario… Una vez más, tú decides cómo avanzas por ese camino.

«Recuerda siempre que sólo liderando tu propia motivación  las cosas suceden, no la dejes en manos de terceros porque es empezar a morir.»

No dejes nunca que nada ni nadie te haga cuestionar tu propia valía personal y profesional porque perderás las alas.

Sin pasión, trabajo, constancia, buenas personas en tu camino y amor por lo que se hace alzar ese vuelo es un imposible.

No conviertas tu vida en un déjà vu.

Si ya lo viviste y no funcionó, no repitas patrones por comodidad, caerás en un mar de una mediocridad insana que acabará ahogándote.

Siempre hay una salida (no exenta de costes y dificultades, pero necesaria).

Lucha siempre para que cuando veas tu imagen reflejada en un espejo logres reconocerte, sólo así podrás alzar el vuelo una y otra vez cuando sea necesario.

Y confía en el cambio como palanca de transformación, sin confianza no hay cambio posible.

«La confianza, como el arte, nunca proviene de tener todas las respuestas, sino de estar abierto a todas las preguntas.» (Earl Gray Stevens)

  • Confianza en nosotros y en nuestras posibilidades… Sin eso nada es posible.
  • Confianza en las personas que son parte de tu persona, si ellos fallan, morimos de melancolía y tristeza por no estar preparados para afrontarlo.
  • Confianza por nuestro presente y futuro, cada día una nueva oportunidad de remediar lo que no funciona y la posibilidad de escribir nuevas páginas dignas de ser recordadas.
  • Confianza en querer disfrutar de ese gran regalo que tenemos cada día que es el tiempo, un tiempo que deberíamos saber convertir en vida.

¿Estás abierto a todas las preguntas?

Como diría mi amiga y colega Laura Chica: «Todo está bien… Confía».

 

Si quieres saber más, no dejes de apostar por la lectura de  mi nuevo libro “El Mundo cambia ¿Y tú? Publicado con Alienta-Planeta

Gracias por acompañarme siempre y hasta muy pronto ?)

 

 

 

 

El mundo Cambia ¿Y tú?

Claves para diseñar tu futuro profesional en plena era digital.

Prólogo: Laura Chica

Epílogo: Sonia Rodríguez Muriel y Carmen Soler Pagán

Editorial: Alienta-Planeta

nº de páginas: 310

Una ilusión cumplida, y ahora ya, compartida con vosotros.

 

¡Ya disponible en tu librería habitual, y también puedes adquirirlo OnLine en :

Planeta de Libros , Amazon , Agapea, La casa del Libro, El Corte Inglés

 

 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email

Últimos posts

La clave del éxito de tu marca personal pasa por construir tu entorno personal de aprendizaje (#EPA / #PLE)_evacolladoduran.com
#TransformacionDigital

La clave del éxito de tu Marca Personal pasa por construir tu entorno personal de aprendizaje (#EPA / #PLE)

Leer más →
10+10 Aprendizajes 2020_evacolladoduran.com
#TransformacionDigital

10 + 10 Aprendizajes profesionales #MarcaPersonal #RRHH #TransformacionDigital

Leer más →
IMG-6831
#TransformacionDigital

Coherencia, ahora más que nunca #MarcaPersonal #RRHH

Leer más →
shutterstock_350844614
#TransformacionDigital

La templanza… la mejor aliada de tu marca personal en estos momentos. #RRHH #MarcaPersonal

Leer más →

Libros y cursos

MARCA ERES TÚ

Mejora tu futuro profesional a través de tu marca personal

EL MUNDO CAMBIA, ¿Y TÚ?

Claves para diseñar tu futuro profesional en plena era digital

IMPULSA TU LIDERAZGO DIGITAL

Mejora tu futuro profesional a través de tu marca personal